ImageBarbra Streisand ha empezado su breve gira de conciertos europeos con el pie cambiado. La polifacética cantante de 65 años tenía previsto desembarcar en el Estadio Flaminio de Roma el próximo 15 de junio, para, a continuación, visitar Suiza, Austria o Francia, entre otros países del viejo continente. Sin embargo, por "motivos de producción" los organizadores han cancelado la cita italiana y arrecia el aluvión de críticas que había levantado en la ciudad por los "absurdos y vergonzosos" precios de las entradas. Muchos en la que un día fue considerada la capital del mundo civilizado han quedado decepcionados por la noticia. "Lo sentimos profundamente por los fans en Roma", se disculpó Michael Cohl, organizador de la gira, en un comunicado colgado en la web de Milano Concerti, el coordinador italiano del evento.


"Nos hemos encontrado con inesperados retrasos de producción", añade la nota, en la que se garantiza la devolución de las entradas para la cita del 15 de junio en el Estadio Flamino y se ofrece la oportunidad de reservar una plaza para uno de los próximos conciertos de Barbra Streisand en otros países de Europa. La cancelación del concierto en Roma viene precedida por un aluvión de críticas por parte de asociaciones de consumidores italianas como Codacons y Adusbef, que consideraban "absurdo y vergonzoso" el precio de las entradas para ver a Barbra Streisand. De hecho, ambas organizaciones criticaron que que se pidiera entre 150 y 900 euros por un concierto en un estadio que "es propiedad pública y no puede utilizarse para negocios inmorales y vergonzosos en un país civilizado".

Con todo, el comienzo de la gira de Streisand será el 18 de junio en Zurich (Suiza) donde el precio de las entradas normales oscilan entre los 560 y los 930 euros. La siguiente parada será en el Palacio Schnbrunn de Viena (Austria) el día 21, donde las entradas Vips Platino, Oro y Diamante -que incluye, entre otros, servicio de limusina, cena de gala en los jardínes del Palacio y bar de cocktails gratuito- están completamente agotadas. En París (Francia) el pase a la fiesta Vip posterior al concierto del día 26 cuesta 1.000 euros y en Dublin (Irlanda) el 'Deluxe Travel Packages' para la cita del 17 de julio está entre los 3.600 y los 4.300 euros.

Sólo en la gira estadounidense del año pasado Barbra Streisand recaudó 68,7 millones de euros, con las entradas a un precio medio de 220 euros. Teniendo en cuenta los precios europeos y que, además de las citadas fechas, visitará también Estocolmo (Suecia) y tiene previstas otras tres fechas en Londres (Inglaterra) no es de extrañar que la cantante confiese: "Qué placer será actuar en tantos bellos países por primera vez, no puedo esperar la experiencia de cantar frente a esas diferentes audiencias y diferentes culturas".